Imprimir
­­

Sobre la marcha hubo un cambio de ruta, y aquí os dejo las fotos de ­la jornada.

Comenzamos en el Raso de Malanoche, descansadero de la Vereda del Pretorio poco después de pasar Las Jaras.

Comenzamos a andar por un camino junto a la Urbanización el Raso, y tomamos un camino que desciende hacia el Guadanuño.

­

Ya empezamos a ver Los Riscos, aunque por el momento solo pienso en hacerles algunas fotos.

­

­

Este camino es muy bonito, a pesar de las fechas en las que estamos. Tuvimos mucha suerte con la temperatura, porque no hizo calor.

­

Llegamos a la orilla del Gudanuño. Tras dudar, decidimos remontarlo hasta que pudiéramos. Se veía que la mayor parte de la gente tenía ganas de andar. ¡Es que seguramente es la última ruta que se pueda hacer por Córdoba en varios meses!

­

­

­

­

Junto al río vamos por veredillas, prácticamente sin camino, pero no se anda mal. Tampoco encontramos ningún corte en el río.

Cuando llegamos a una zona donde se encajona más, tenemos Los Riscos a nuestro lado, y alguien dice -medio en broma- que porqué no subimos, y a varios les parece bien la idea. Así que decimos: bueno, vamos a subir un poco, y ya veremos.

­

­

Y comienza la subida

­

­

­

Cuando llegamos a un primer nivel de subida hacemos un alto, y cuatro se van, entre ellos Patrick. La verdad es que hemos hecho una variación de planes algo repentina con respecto a lo previsto en principio.

­

Ahí tenemos el objetivo, ahora sí lo miro con ganas de llegar arriba.

­

­ ­

Antonio y Humberto se habían adelantado, ahí los vemos

­

El camino es complicado

­

­

­Ya hemos tomado bastante altura, y tenemos debajo un primer cerrillo

­

Antonio y Humberto abriendo camino

­

­

­

Una parada en un primer resalte

­

­

­

Panorámicas espectaculares

­

­

La subida incluye algunas trepadillas

­­

­

­­

Ya llegando a nuestro objetivo

­

­

Llegamos al cumbre, y este árbol resulta perfecto para comer

­

Y las fotos desde la cumbre. Podréis reconocer todas las cimas de la sierra de Córdoba

­

­

­

­

­

­

Un pequeño descanso

­

La bajada la hacemos por detrás. El camino es algo menos complicado, por no tener trepadas, pero en cambio tiene más vegetación.

­

­

­

­

­

Por fin llegamos a un precioso valle, hemos tardado una hora en la bajada.

­

Este valle nos lleva a un carril junto al barranco de Adeba, también muy bonito.

­

­

­

Y tras llegar por ese camino de nuevo al Gudanuño, retomrnamos por el mismo carril del principio hasta los coches y nos tomamos una merecida cerveza después de una jornada de A Desalambrar distinta.

­

Hay que decir que la zona esta de Los Riscos es muy poco frecuentada sobre todo porque se dice que los guardas de la finca tienen muy malas pulgas, y te echan con muy malos modos. Esta vez tuvimos la suerte de no encontrarnos ninguno, pero de todos modos por el sitio que subimos dudo mucho que se meta ningún guarda. Aquí tenéis la ruta­ en wikiloc