Imprimir

 

En esta ocasión trasladamos nuestra ruta de abril al día 12 para no coincidir con la Semana Santa. 

Recorrimos varios caminos entre el término de Villaviciosa y el de Córdoba, algunos de ellos llevaban mucho tiempo abandonados, otros no tenemos constancia de cuando se recorrieron, por lo que estaban comidos por la vegetación unos y usurpados por mallas otros. La ruta tuvo 15 kilómetros, con una dificultad media-alta, por el desnivel que es de 300 metros de forma continuada, y por que en algunas partes el camino no está muy en buen estado. Pero es esfuerzo tuvo su recompensa, porque recorrimos algunos de los caminos más bonitos y con más historia de nuestra sierra.

¿Cuantas veces nos hemos preguntado, en el Puente califal sobre el Guadiato, por donde sigue el camino? Salvo los que lo hayan recorrido en alguna travesía, hace ya bastantes años, pocos podrán decirlo. ¿Se acaba la Vereda del Negro en el Río Guadiato? ¿Por donde sigue? La respuesta a estas preguntas la tuvimos en esta ruta.

Hasta el Puente de los Arenales fuimos en coches. El lugar de cita como es habitual la Torre Malmuerta a las 9. Nos juntamos unas 50 personas en total en la ruta.

Descarga aquí el track para GPS (botón derecho del ratón y guardar como)

Y aquí en formato Google Earth

Plano de la ruta (pincha para verlo más grande)

 

La ruta en wikiloc

Y en nuestro visor

 

Comenzaremos en el Puente de los Arenales, donde desplegamos esta vez nuestra pancarta.

 

 

Recorremos un pequeño tramo de carretera, hasta tomar un carril que luego se convierte en senda por la margen derecha del Río Guadiato, y junto a unas parcelas, nos lleva junto al Puente de la Tejera, puente califal, o puente roto. Este camino ya nos dio la idea de lo que iba a ser la mayor parte del recorrido de este día, con caminos muy perdidos.

Llegamos a la orilla del Guadiato, donde se andaba con algo más de dificultad de lo que recordábamos

Y llegamos al Puente Roto, Monumento Nacional desde 1930 y sin embargo totalmente olvidado.

Continuamos por la Vereda del Pretorio, camino que parece que en época romana servía para el acceso a unas minas, y época árabe como parte de la ruta a Badajoz, llamada la Yadda. Esta parte de la vereda llevaba muchos años abandonada, y estaba tapada por la vegetación, habiendo sido acondicionada en el último año en una dura tarea.

Entramos en la finca El Santo Alto por un agujero que hay en la malla. Pese a estar deslindada la vereda desde hace ya 7 años, este es el único resquicio, claramente insuficiente.

 

Llegamos hasta cerca del cortijo del Santo Alto y  la cancela que cierra la vereda en su salida a la carretera, y que tenemos denunciada desde hace tiempo. No la cruzaremos, entre otras cosas porque no queremos salir a la carretera. En este punto la Vereda del Pretorio se une a la Vereda de Córdoba, que era continuación de la Vereda del Vado del Negro. A partir de este punto y hasta Villaviciosa la carretera se construyó sobre esta vereda, por lo que es complicado seguirla. Aún queda pendiente investigar en ese trazado si también está usurpada en su trazado, o se podría usar en lo que no haya sido ocupada por la carretera. Nosotros seguimos la Vereda de Córdoba en dirección contraria, paralelos a la carretera, y sin salir de la finca El Santo Alto, en que estamos, hasta llegar a un punto en que hay una abertura -lleva ahí mucho tiempo- por donde saldremos a la carretera. Este punto es conocido como El Raso del Conejo, y el edificio que hay al lado era una antigua cantina donde paraban los autobuses de Córdoba a Villaviciosa

Aquí hacemos la parada de avituallamiento

 

A partir de aquí la Vereda de Córdoba coincidia con el Camino del Algarabejo, en dirección a Córdoba. A pesar de estar deslindada, su recorrido no está muy claro, y de hecho hay dudas de que el deslinde sea correcto, en cualquier caso de momento no está transitable. Seguiremos el mismo Camino del Algarabejo en dirección contraria, entrando en la finca La Tejera. Al principio por un tramo convertido en carril y después nos desviamos del carril, ya que el camino antiguo va más al sur, siguiendo la vaguada de un arroyo. La entrada del Camino del Algarabejo tiene una cancela con candado que estaba abierto. No sabemos si otras veces este candado estará cerrado.

 

Así llegamos al encuentro del Camino de la Tejera, camino al que da nombre el Molino de la Tejera, por el que pasaremos. Este camino, que figura en todos los mapas antiguos, en las Normas Subsidiarias de Villaviciosa, y es perfectamente reconocible también en las fotos aéreas del año 1946, sin embargo lleva varios años cerrado por una malla en una finca. Ya se ha denunciado, pero el ayuntamiento de Villaviciosa no ha puesto remedio, así que pasaremos como podamos. Pasadas estas mallas, el camino también ha sido cerrado por la finca El Chobo, pero hay carriles alternativos, que será por los que andaremos.

En gran parte el camino es un agradable carril.

Pero llegamos a un punto donde está cortado, primero por una portera que, con trabajo, se podía abrir.

Pero después por una malla cerrada, que hubo que franquear

 

Y a la salida, enseguida, otra malla

A la salida de la finca enseguida vuelve a haber un bonito camino

 

Salimos a un cruce de carriles que rodea el Cortijo del Chobo. El camino original iba por dentro, pero en este caso no se pierde nada por rodear.

Espectaculares vistas de nuestros conocidos Riscos.

Salimos de los carriles por otro abandonado que se dirige al sur, a dejar el término de Villaviciosa.

 

Llegamos así a cruzar al término de Córdoba, siguiendo por la Vereda del Vado del Negro. Esta vereda, que constituye un recorrido alternativo a la del Pretorio, ha sido recientemente desbrozada por la Junta de Andalucía en el tramo entre el Lagar de la Cruz y el Guadiato, pero el tramo posterior al Guadiato estaba intransitable. Ahora está algo mejor, de forma que al menos se puede recorrer, y así lo hicimos, atravesando las pistas de la Parcelación Las Solanas del Pilar, que también hubo algunos que siguieron, cansados de caminos complicados. Esta portera que se puede abrir nos marca el primer punto donde salimos de las pistas.

En la mayor parte del trayecto no hay camino, es cuestión de ir por donde se pueda.

El último tramo tras cruzar las pistas es más recomendable hacerlo por la pista, ya que incluso ahorra trayecto, pero unos cuantos lo hicimos hasta el final, y llegamos junto a esta alambrada al cruce con el carril que viene desde Trassierra hasta Los Arenales, por donde volvimos al punto de partida

 

 

Descripciones de las vías pecuarias:

NUMERO 9.- VEREDA DEL PRETORIO.- Anchura legal: 20,89 metros. Dirección: SE. a NO.; longitud aproximada dentro de este término: 3.000 metros.

      Procedente del término municipal de Córdoba entra en el de Villaviciosa de Córdoba al cruzar el Río Guadanuño por el puente cercano a la desembocadura en el Guadiato. Continúa, paralelamente a este Río, por la finca de Los Riscos hasta alcanzar el Puente Viejo o Mocho sobre este último Río, por el cual lo cruza para seguir con eje en el Camino Viejo de Córdoba, a pasar junto al Cerro de las Cruces, que queda a la izquierda, y Finca El Santo, tomando después el Arroyo de la Cañada de los Ciegos hasta unirse a la Vereda de Córdoba, después de cruzar la carretera de Córdoba a Villaviciosa, en el paraje Cañada de los Ciegos.

 

Nº 3.- VEREDA DE CORDOBA.- Anchura legal: veinte metros con ochenta y nueve centímetros (20,89 mts.). Recorrido dentro del término: Unos veintitrés kilómetros (23.000 mts.).- Dirección aproximada: Suroeste a Noroeste.

      Penetra en este término de Villaviciosa procedente del de Córdoba después de haber cruzado (dentro de este último) el río Guadiato por el denominado Vado del Negro y a través de las tierras de "Las Solanas del Pilar", para tomar, ya en esta jurisdicción de Villaviciosa, el camino viejo del Algarabejo entre el chaparral de El Chobo.

      Va ascendiendo con la misma dirección de la carretera de los Arenales, que queda bastante apartada por el lado derecho de la vía pecuaria, pero ambas van aproximándose progresivamente hasta llegar al paraje de la Cañada de los Ciegos, donde se unen, quedando en la izquierda de la Vereda, la casilla de Peones Camineros y continúa ésta hasta llegar al Mojón del Platero entre fincas de labor y encinar de Anita Escobar por la derecha y Antonio Escobar por la izquierda...

Nº 15. - VEREDA DEL VADO DEL NEGRO.- ....Cruza el río Guadiato por dicho Vado (del Negro) y atraviesa Las Solanas del Pilar con dirección al Norte para salir de este término municipal y continuar su recorrido por el de Villaviciosa. Le corresponde una anchura legal de veinticinco varas, equivalentes a veinte metros con ochenta y nueve centímetros (20'89 mts) y tiene una longitud aproximada de unos siete kilómetros (7.000 mts).