Famoso puente construido por Carlos III por la batalla que tuvo lugar en sus alrededores.

Lo menciona Teodomiro Ramírez de Arellano en sus Paseos por Córdoba

En el artículo "Huellas romanas en la provincia de Córdoba. Calzadas y puentes" de F. Javier Rubiato Lacambra aparece:

Un caso singular es el puente de Alcolea del Río, sobre el Guadalquivir. El actual responde a la renovación de infraestructuras realizadas durante el reinado de Carlos III. Fue iniciada su construcción en
1787 y se terminó ya en tiempos de Carlos IV, en 1792. Hay testimonios del antiguo de origen romano, que hoy desaparecido, llegó aunque en ruinas, hasta el siglo XVIII, según indican viajeros como
Ponz. La obra sustituida debió ser de grandes dimensiones, teniendo en cuenta el entorno y el puente moderno, con veinte bóvedas, lo que le confiere un gran desarrollo longitudinal.

Según Joaquín Moreno Manzano (2005)

 

Un miliario encontrado cerca de Porcuna nos confirma la existencia de un puente romano en Alcolea, reparado en el reinado de Claudio, 10 antes de J.C. a 54 de la era cristiana. Una inscripción viaria destinada a ir empotrada en un puente, fue encontrada en el término de Alcolea, fechable en el 44 de Cristo durante el reinado de Claudio.
En el siglo XII el geógrafo árabe Edrisi nos describe el recorrido del camino existente entre Córdoba y Sevilla por la margen derecha del Guadalquivir. "De Sevilla se llega a La Rinconada; después a Marlis; después al fuerte de Alcolea, donde está la parada. Alcolea está situada en la orilla del Guadalquivir, y se llega a ella por medio de una barca"... Distancia de Sevilla a Córdoba, es por este camino, 80 millas".

Fernando III nada más llegar a Alcolea celebró consejo sobre lo que procedía hacer, y determinó pasar el río, lo que hizo por el cercano puente de Alcolea, "ad duas leucas" versus Anduiar" (Crónica latina...93). Según otra crónica, para atravesar el río mandó hacer balsas y barcas (L. De Tuy, Cronicón... cap. 162).
En julio de 1237, Fernando III hace donación al Concejo de Córdoba de los castillos de Névalo, Alcolea, etc.

Milagro de Santo Domingo. Hacia 1231 se apareció cerca del puente de Alcolea a un tal Mahomat, adalid de Córdoba, que iba a correr la tierra de Andújar. El santo le dijo quién era y que se dirigía a Córdoba para sacar cautivos. La narración dice, liberó a no menos de 154.

F. Bertaut, viajero francés del siglo XVII, en su obra Journal de voyage a l'Espagne, en 1659 nos informa de la existencia de un puente romano en Alcolea, que cruzaba el Guadalquivir.

A. Pons dice: "Yo he pasado por un puente antiguo que me pareció en gran parte romano, si no me engaño le conté veinte arcos"

El actual puente de Alcolea consta de veinte arcos, de ellos son nuevos 7, reconstruídos 6 y 7 originales.

Inscripción en el puente de Alcolea:
En el reynado de Carlos III y año de 1785 se principió este puente a expensas de los caudales públicos y se concluyó en el año de 1792 Reynando Carlos IV.

El 7 de junio de 1808 se dio la batalla en el puente de Alcolea entre las tropas napoleónicas al mando del general Dupont y el ejército y voluntarios españoles al mando
del general don Pedro Agustín de Echevarri. Se habla de tiradores frente a los vados.

El 28 de septiembre de 1868 se dio nueva batalla en el puente de Alcolea entre las tropas revolucionarias mandadas por el general Serrano, Duque de la Torre, y las fieles a Isabel II mandadas por el general Pavía y Lacy, Marqués de Novaliches

 

Puente nuevo de Alcolea sobre el Guadalquivir. Viage de España (1791). Antonio Ponz. Enlace

Foto: Wikimapia