Fuente del Mesto:

Este es el nombre que le dan los lugareños más antiguos, a la fuente que ha surtido hasta no hace mucho lo que hoy es la casa de los “Amianes”, una de las nuevas propiedades que la partición de las Cuevas altas, propició. Es increíble como desde más de dos kilómetros, de distancia entubaran el caudal de la fuente y lo condujeran hasta el Cortijo.. La fuente queda alta, y surge en el mismo cauce del arroyo del barranco, hay una galería que no se percibe si es escavada o natural, después tiene el típico muro que hace de contención del agua y abajo el tubo de hierro que era el que condujo hasta hace no mucho el agua al cortijo y si nos fijamos bien también podemos ver en piedra lo que pudo ser el arranque de una conducción del agua, la sobreexplotación del ganado vacuno diezma belleza al entorno, pero aun le sobra para derrochar. El surtir a tan enorme cortijo de agua os dará una idea del caudal que puede aportar dicha fuente

Acceso:

Por el canal llegamos y pasamos las Cuevas de Altaza, unos trescientos metros más adelante hemos de ver el acueducto que desde el canal se asemeja a un puente, est en terrenos de la Casita de Papel, podemos ascender por el camino de la Sierra o del Monte, que lleva directamente a la Bastida y que aunque una vez cruzado el canal diga en un cartel que es un camino privado, es falso y el dueño de la finca tiene asumido que sabemos que es falso, pero yo recomiendo que se haga barranco arriba, es decir una vez que divisas el acueducto dirigirse hacia él y ascender barranco arriba, la fuente queda lago alta, pero el paseo por esa fronda hasta ella es idílico y el terreno aunque algo abrupto está muy despejado.